1er Trimestre de Embarazo (Experiencia)

Tenía ganas de escribir esta entrada hace ya tiempo, pero por prudencia no he podido hasta el momento...

Y como veis es una de las mejores noticias que podemos recibir en la vida: estoy embarazada de 16 semanas.

Algunas de vosotras habréis pasado ya por esta experiencia, pero se que a otras os despierta muchas curiosidad y las que ya tenéis pensado quedaros en algún momento os llenaréis de dudas y miedos. Es para vosotras que he redactado este posts, y es para vosotras que escribiré los siguientes dedicados al tema.

Creo que es uno de los momentos más especiales que podemos vivir pero también de los más intensos, física y emocionalmente. Empatizo con todas las que lo estéis pasando un poco mal por ello y en todo lo que pueda ayudaros para informar, o haceros sentir mejor sabiendo que no sois las únicas que os sentís así, estaré aquí :)

De momento aquí va mi experiencia del primer trimestre:









PRIMER MES: Alegría y nuevas sensaciones.


Si tengo que definir en dos palabras este primer mes diría: alegría y novedad.

Es una definición bastante obvia pero no siempre es así. Muchas mujeres sufren las molestias del embarazo ya desde el momento 0.
En mi caso fue y no fue así... 

Si que he pasado por nauseas y mareos, además de pasar por los primeros (y sorprendentes) antojos. Pero, en general los he vivido sin mucha intensidad y que con bastante buen ánimo. Esto varia en cada mujer.



Resumiendo alguno de mis síntomas han sido:

  • "Antojos", materializados en muchas ganas de comer en general y dulce en particular, cosa que nunca me había apasionado, así que antes de saber que estaba embarazada me vi sorprendida por un alud de ansias de chocolate muy inesperadas.
  • Mareos. Esto os puede pasar, por ejemplo, por bajones de tensión o porque os baje el azúcar en sangre (como creo es mi caso).
  • Nauseas y vómitos. S soy sincera los tuve pero no me hacían sufrir demasiado. 
  • Aumento de pechos. Esto es algo que seguramente notaréis desde el principio, aunque por supuesto irán aumentando progresivamente.
  • Relajación muscular. Los músculos se relajan con más facilidad.
  • Sueño y cansancio. No  me ha atacado con especial virulencia en este mes pero si que lo he notado y es algo muy característico en estos momentos.


Hasta este mes todavía no tenéis que someteros a pruebas médicas (excepto la primera visita con la matrona si lo creéis oportuno), así que os comentaré ésto a continuación:



SEGUNDO MES: Primeras pruebas y aumento malestar.


No hay dos embarazos iguales, y hay mujeres que pasan por todas las etapas sin casi verse resentidas.
Es cierto que en mi caso todo ha sido bastante suave pero aún así reconozco momentos durillos...


Mis síntomas han sido:


  • Aumento de naúseas y vómitos. Ahora se puede empezar a notar más los efectos de las hormonas.
  • Mayor salivación. Es algo curioso pero sucede y se cree que es uno de los motivos por los que sentimos náuseas.
  • Más cansancio. Cosa que puede ir aumentando en el primer trimestre, en mi caso fue así.
  • Aumento de sueños. No de sueño en singular sino que las embarazadas recordamos más los sueños y nos da la impresión de tener más.
  • Ganas de orinar frecuentes. Aumentarás durante TODO el embarazo debido a la presión en la vejiga.
  • Dudas y cambios de humor. Totalmente normales por la explosión de hormonas en nuestro interior.
  • Sangrado y sensibilización de encías.

Y estos son los que os podría recalcar más (recordad que ahora os hablo siempre desde mi experiencia personal).


Una cosa importante de este periodo es que tendréis las primeras visitas médicas
Citas como la de la comadrona, genicóloga o dentista (empeora dentadura y encías) van a ocupar vuestras agendas, pero también el primer análisis de sangre y orina que os dirá cosas como qué riesgo inicial existe de síndrome de Down, si sois inmunes a la toxoplasmosis o si padecéis alguna pequeña anemia.



TERCER MES: Cansancio y Ecografía.


Para mi ha sido el más duro en casi todos los sentidos.

Sus síntomas han sido:

  • Más (más aún, sí) cansancio. Esto hace que a veces nos desesperemos porque sentimos que no llegamos, nos vemos incapaces, y es que la sensación, por mucho que os digan, es algo físico. Notaréis bajones de energía repentinos y sin más motivos, procurad no añadiros más presión ya es NATURAL y debéis de delegar en vuestras parejas, familia y amigos. Obligaros a descansar lo necesario.
  • Miedos e inseguridades. Otro de los males de primer trimestre. Muchas chicas dudan de su decisión y de como van a hacerlo. Aparecen inseguridades a nivel físico por los cambios tan rápidos que se notan. Aunque no os lo elimine tened siempre en cuenta que nos pasa a todas y es algo pasajero.
  • Aumento de tripa (y peso en general). A veces no pasa en ésta primera etapa, hay caso de chicas que incluso adelgazan debido a los vómito y a la falta de apetito. No ha sido mi caso pero si es cierto que estaba bastante delgada antes así que el aumento no me ha preocupado demasiado. Eso sí, puede ser motivo de bajón de autoestima.


Aparte de los síntomas otro de los momentos más importantes que viviréis ahora será la primer ecografia. Le veréis y escucharéis latidos. Ésta prueba forma parte del llamado "triple screening" o "cribado del primer trimestre" que se usa para diagnosticar anomalías en el feto. Es muy posible que todo salga bien, pero también que os detecten algún pequeño problema como puede ser un diametro nucal demasiado ancho, lo cual indica más probabilidad de anomalías cromosómicas como el síndrome de down.


Si es así os darán cita para hacer otra prueba adicional, ésta puede ser la amiocentésis o bien la biopsia corial. Ésta última es incluso más invasiva pero puede practicarse antes (ya en la semana 13) y obtiene resultados más seguros. Pero os voy a hablar de ella en una entrada específica porque creo que falta mucha información y alguna de la que circula por internet está muy incompleta. Solo adelantaros que estéis todo  lo tranquilas que podáis porque aunque se de primera mano lo mal que se pasa, es muchísimo más común de lo que os creéis y, en la gran mayoría de los casos, todo sale bien.



Leyendo todo esto casi parece que sea un auténtico calvario, pero aunque estar embarazada no es tan fácil como algun@s piensan si que es totalmente natural, de las cosas más naturales, y animales que podemos hacer en éste mundo, aparte de nacer, practicar sexo, comer y morir. El problema mayor es que estamos desconectados con esta parte animal, mamífera. Ya no hay el apoyo o entendimiento que existía antes o en otras sociedades, y vivimos en un estado ajeno a nuestra naturaleza.



Aparte de éste apunte quería daros unos "consejos" de precaución o para paliar un poco los síntomas "negativos":

  • Comer más a menudo y a poquitos: es lo mejor para evitar náuseas. Notaréis que si estáis dos horas sin ingerir nada os entra "la pájara" como yo le llamo. Pero si os ponéis las botas también... esto se arregla no comiendo mucho más sino haciéndolo bastante más a menudo de tal manera que no tengáis el estómago vacío durante mucho tiempo.
  • Aumentad de 300 a 400 calorías diarias. No hay que comer por dos, pero si váis a tener más necesidades calóricas.
  • Descansar y dormir siempre que podáis y os lo pida el cuerpo. Si tenéis que adaptar vuestra jornada laboral no dudéis en hacer todo lo posible.
  • La actividad física es buena pero con calma, si sois deportistas podéis seguir siéndolo pero de manera más suave. Es recomendable no practicar deportes de impacto o hacer posturas invertidas. Aún así todo dependerá de vuestros hábitos anteriores y de la reacción de vuestro cuerpo.
  • Rodearos de un ambiente positivo y relajado. Es casi lo más importante. Obviad más a quienes no os aporten cosas buenas o quién sepáis que no os va a apoyar. Es momento de pensar más en vosotras que nunca.
  • Si tenéis pareja comentadle todo esto para que pueda entenderos mejor. Va a ser un gran apoyo, hay que tenerlo/la en cuenta porque también es duro para un/a acompañante, pero también hacerle saber lo que sentís.
  • Hacedle caso a vuestro instinto. Coged seguridad en vosotras, no desconfiéis de lo que os pide el cuerpo.
  • Mimaros y regalaros cosillas. Cuando las hormonas ataquen os ayudará dedicaros tiempo a vosotras.
  • Apoyaros de otras madres (o futuras) y de una comadrona de confianza. No hay nada como sentir que os entienden.
  • El Yoga y las clases de preparación al parto serán de gran ayuda. Sobretodo si habéis tenido que pausar vuestra actividad ya que os sentiréis más pesadas y poco flexibles.


Os daré más en las siguientes entradas. Por último deciros: esto es también muy bonito, no desesperéis, se prometen mejoras en el segundo trimestre ;)


¡Un abrazo y hasta muy pronto!


2 comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...